Derecha parlamentaria reconoció haber incurrido en desacato durante todo el año 2016

Foto: Pedro Mattey, AVN

Caracas, 09 Ene. AVN.- Este lunes la mayoría de derecha de la Asamblea Nacional (AN) en desacato, durante la primera sesión ordinaria de su segundo período anual, desincorporó del pleno del Parlamento a los tres candidatos de Amazonas -imputados por el Poder Judicial- como lo ordenó el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) desde enero del 2016.

Con este acto, la derecha nacional -que controla la AN por mayoría- reconoció la validez legal de las sentencias del máximo tribunal de la nación, que determinó al Parlamento en condición de nulidad por desacato de sus dictámenes.

Sin embargo, este acto también carece de validez jurídica, ya que fue efectuado por una nueva junta directiva electa en desacato, que por ende carece de validez legal. Para superar esta condición la AN debe anular el acto de juramentación de los tres candidatos de Amazonas, y desincorporarlos del pleno mediante la junta directiva vigente, que es la escogida el 5 de enero del 2016, antes de incurrir en desacato. 

Con el objetivo de aprobar un acuerdo de "declaración de abandono del cargo" por parte del presidente constitucional de la República, Nicolás Maduro, la derecha parlamentaria al fin reconoció -luego de casi un año de negación- haber actuado al margen de la ley, y decidió obedecer la sentencia del TSJ que ordena la desincorporación -por parte de la junta directiva vigente- de los tres candidatos imputados, hasta tanto finalizaran las investigaciones por las acusaciones de fraude que pesan sobre su elección en los comicios parlamentarios del 6 de diciembre de 2015.

Pese a que la mayoría de los diputados de oposición votaron a favor de la desincorporación, diferentes partidos políticos de derecha como Voluntad Popular, Alianza Bravo Pueblo, Proyecto Venezuela y Avanzada Progresista han expresado su descontento con esta contradictoria medida. 

El pasado jueves, el nuevo presidente -ilegítimo- de la AN en desacato, Julio Borges, prometió reforzar la agenda golpista que emprendió la derecha parlamentaria durante el 2016, pese a que en reuniones privadas con el bloque revolucionario rechazó la actitud golpista del diputado, Henry RamosAllup, informó el diputado socialista Héctor Rodríguez.

En su discurso-cual candidato- Borges indicó que la primera acción de su gestión sería retomar "la declaratoria de abandono del cargo por parte de (el presidente de la República) Nicolás Maduro", aunque el presidente Maduro se mantiene en pleno ejercicio público y notorio de sus funciones legítimas y constitucionales.

Pese a que la Constitución establece que el abandono del cargo sólo puede ser declarado pasados los cinco días de ausencia del país por parte del presidente de la República, sin previa notificación al Parlamento -falta en la que el presidente Maduro no ha incurrido-, Borges y la derecha nacional insisten en engañar a sus seguidores con esta promesa -imposible de cumplir- sin argumentos legales que la sustenten.

 

09/01/2017 - 09:04 pm