De Sr. Almagro a Mr. Hyde

Luís Almagro posee la doble personalidad del protagonista de la novela “El extraño caso del Dr. Jekyll y Mr.Hyde”, el médico que al llegar la noche ingería una poción que lo convertía en el Sr. Hyde, un criminal, como al diplomático uruguayo que al llegar a la OEA y tomar en sus manos los dólares que le da el Imperio, se transforma en verdugo obsesionado en destruir la Revolución Bolivariana.
Sufre Almagro de ese mal mental que en Psiquiatría se conoce como “Trastorno de Personalidad Múltiple”, de difícil curación, por lo que en caso de ser llevado al diván del psiquiatra, el diagnóstico indicará con toda seguridad, que sufre del subtipo de Esquizofrenia conocido como “Trastorno Paranoide de la Personalidad”, o de ese otra enfermedad mental, el “Trastorno Compulsivo Obsesivo”.
La Organización Mundial de la Salud, clasifica entre los principales síntomas del TPM, la “predisposición a rencores persistentes, suspicacia y tendencia generalizada a distorsionar las experiencias propias interpretando las manifestaciones amistosas de los demás, como hostiles y despectivas, sentido combativo y tenaz de los propios derechos al margen de la realidad, predisposición a sentirse excesivamente importante, puesta de manifiesta por una actitud autorreferencial constante, preocupación por “conspiraciones” sin fundamento de acontecimientos del entorno inmediato o del mundo en general.”
Al TOC lo caracteriza “la presencia de pensamientos obsesivos o actos compulsivos recurrentes. Los pensamientos obsesivos son ideas, imágenes o impulsos mentales que irrumpen una y otra vez en la actividad mental del individuo de una forma estereotipada.”
Afectado por la enfermedad que padece, que Obama, el Premio Nobel de la Paz que hizo la guerra durante los 8 años de su mandato, aprovechó una vez que Almagro con el voto casi unánime de los países latinoamericanos y caribeños fue nombrado secretario general de la OEA, por orden de su amo inició la vil conspiración dirigida a aplicar la Carta Democrática Interamericana a Venezuela.
Una de sus fases, fue conjura urdida a mediados del pasado año “entre amanecer de gallos” fuera de la sede de la OEA en Washington, por Almagro y una canalla conformada por embajadores de gobiernos lacayos del Imperio, horas antes de la celebración de una reunión del Consejo Permanente del foro hemisférico.
Traía, como “carta bajo la manga”, a Ramos Allup, presidente de la AN, insepulto cadáver político que pretendía intervenir en el evento, jugada ilegal puesta al descubierto por el embajador Bernardo Álvarez, de brillante trayectoria revolucionaria al servicio de la patria recientemente fallecido quien desarticuló la conjura, relegando a RA a un cuarto desde donde rabioso y frustrado observó la reunión.
La maniobra fracasó cuando la canciller Delcy Rodríguez y Álvarez, con irrefutables argumentos jurídicos y leyendo artículos de la normativa interna de la organización la desmantelaron y se volvió como búmerang contra los conjurados al aprobarse que el diálogo es la única vía hacia la paz y no el intervencionismo como proponen esos asalariados de EEUU que son Almagro y sus secuaces
Pero el Trastorno Compulsivo Obsesivo que padece el Sr. Almagro, convertido en Mr. Hyde, asociado a su condición de lacayo, ha vuelto a desatar una nueva fase de la fracasada conspiración del año pasado enmarcada en el golpe de Estado continuado que EEUU y sus vasallos adelantan desde hace 18 años el gobierno bolivariano.
En acción conjunta con los sobrevivientes del naufragio de la MUD que hacen vida en la Asamblea Nacional, el Poder legislativo al que el Tribunal Supremo de Justicia, máxima autoridad judicial del país declaró en desacato por las reiteradas violaciones a expresas disposiciones de la Constitución de Venezuela, Almagro volvió a solicitar a la OEA la aplicación de la Carta a Venezuela.
Fue una maniobra coordinada con el acto de alta traición más vil y despreciable que individuo, grupo, o institución alguna haya cometido contra su propia patria, como lo fue la solicitud hecha el martes por los dirigentes y el resto de los diputados de la oposición del Parlamento venezolano solicitando a la OEA la aplicación de la Carta Democrática Interamericana a Venezuela.
Búsquese en cualquier texto de historia universal y no se encontrará algo semejante, sino en el pasaje bíblico que narra la traición de Judas que entregó a Jesús por 30 dinares, como lo han hecho a cambio de un puñado de dólares esos apátridas al pedir la aplicación de un documento redactado en Perú en 2002 para derrocar al gobierno de Chávez, el eterno y supremo Comandante.
Pero por mucho que lo intenten, no lograrán su perverso objetivo, pues como incapaces que son, cometen el error de seguir la misma agenda, el guión de siempre, como lo hizo Almagró al convocar el lunes una rueda de prensa, llevando, con el fin de impresionar a los periodistas, a las esposas de tres golpistas de oficio detenidos a quienes la oposición fascistas insiste en llamar “Presos políticos.”
¿y es que alguien en su sano juicio puede llamar así a unos asesinos que cometieron uno de los mayores genocidios que registra la historia de Venezuela, seguros como estaban que sus crímenes políticos quedarían impunes como había sucedido con esos delitos de lesa humanidad en más de 200 años hasta que Maduro, el Presidente-Obrero dijo “basta” e hizo actuar a la Justicia.
Fue en respuesta a La Salida, criminal intentona golpista desatada en febrero de 2014 por Leopoldo López, María “Mentira” Machado, Antonio Ledezma y Daniel Ceballos, entre otros cabecillas de la oposición golpista fascista en Caracas, San Cristóbal, Maracaibo y otras ciudades y pueblos de Venezuela que dejaron una estela letal de 43 venezolanos y venezolanas muertos y más de 800 heridos.
Y no solo muertos, sino la violencia de las “Guarimbas incendiarias que quemaron miles de árboles; decenas de miles de libros en bibliotecas de universidades; camiones-cisternas cargados de combustible, patrullas policiales, ambulancias, estaciones del metro y metrobuses con sus conductores dentro, comercios, sedes de organismos oficiales; cabinas y centros de la Cantv que dejaron como saldo pérdidas superiores a los 15.000 millones de bolívares.
Y ese crimen como pocas veces se había visto en Venezuela, como fue el incendiar un kinder con 89 bebés en su interior, cuyas vidas inocentes se salvaron gracias a la oportuna y heroica acción de los Bomberos. Desafortunadamente no se salvaron como ellos, los motorizados degollados por las “guayas” tendidas por los golpistas en las vías de Caracas
Ni las decenas de árboles talados para levantar las barricadas asesinas desde donde los violentos lanzaron granadas y los francotiradores que desde las azoteas y ventanas de edificios de los exclusivos sectores habitados por la rica oligarquía disparaban contra policías y militares, matando e hiriendo a varios de ellos.
Fueron las esposas de esos asesinos las que Almagro llevó a la sede de la OEA en Washington, como lo hizo el año pasado llevando a Henry Ramos Allup en su frustrado intento de aplicar esta vez y de una vez por todas, la Carta Democrática a Venezuela, y fracasó de nuevo
No contaba u olvidó otra vez, que los hijos e hijas de Venezuela, están hechos con la arcilla de una noble tierra que les dota del valor y resistencia como los que dio a Bolívar, “El Hombre de las Dificultades”, quien, cuando el enemigo lo creía vencido, se levantaba con mayor impulso y fuerza para derrotarlo como lo hizo en Carabobo, Bomboná, Boyacá, Pichincha y otras grandes batallas de la primera independencia de la Patria Grande.
Y fue Carmen Luisa Velázquez, representante de Venezuela ante la OEA quien irrumpió en la sala conferencias, cuando Almagro se disponía a dar inicio a esa farsa mediática acompañado por Liliana Tintori, Patricia de Ceballos esposas de los cabecillas de “La Salida” y de Oriana de Goicochea, esposa del terrorista detenido con cargadores de explosivos a ser usados en una marcha “pacífica” de la oposición golpista, para denunciar la ilegalidad del evento
La diplomática acusó a Almagro de "fines proselitistas" y anunció que pedirá al Consejo Permanente consultas con los otros 33 Estados miembros para analizar la conducta "deplorable" del secretario de la OEA.”
"Vengo a protestar enérgicamente por esta rueda de prensa, esto es violatorio de las normas de la OEA, esto no se puede hacer, estas son personas de un partido político (Voluntad Popular) que se ha negado a sentarse al diálogo en Venezuela", dijo la diplomática cuya oficina emitió una enérgica nota de protesta enviada a la presidencia del Consejo Permanente del foro y cuyo texto es el siguiente:
“La Misión Permanente de la República Bolivariana de Venezuela ante la Organización de Estados Americanos (OEA) deplora nuevamente las actuaciones del Señor Luis Almagro, quien en su desafuero y provocadora campaña político mediática contra el Gobierno legítimo y constitucional de Venezuela, ha convocado para el 20 de marzo de 2017 a una conferencia de prensa con militantes del partido político venezolano “Voluntad Popular”, utilizando una vez más los espacios de la OEA con fines proselitistas, violentando, no solo los principios de no intervención en los asuntos internos de los Estados, convivencia pacífica y buena fe, contenidos en la carta de la OEA, sino también la normativa interna de la Organización que expresamente señala “Los programas o funciones de los edificios de la Organización de los Estados Americanos, o cualquiera instalación de la Organización, no serían políticos, ni tendrán un carácter o fin análogo (Memorandum Administrativo Nº68).”
“Con su convocatoria a través de la página web oficial de la OEA, pretende además mostrar que cuenta con un aval institucional de los órganos políticos de la OEA, que no posee, es una iniciativa que responde únicamente a su agenda de odio personal contra un Estado miembro. Ello es una muestra más del duro golpe a la institucionalidad de la OEA.”
“Al denunciar estos hechos, solicitamos al Presidente del Consejo Permanente que se inicien las consultas con los Estados miembros a los fines de velar por la observancia de las normas que regulan el funcionamiento de la Secretaría General.”

“La Misión Permanente de la República Bolivariana de Venezuela solicita muy respetuosamente al Excelentísimo Presidente del Consejo Permanente que reciba esta nota como una protesta ante la convocatoria realizada por el Señor Almagro para una “discusión” sobre asuntos internos de Venezuela y, que la transmita a los Estados Miembros y Observadores Permanentes ante la OEA, en los idiomas oficiales de la Organización.

“Washington D.C. 19 de marzo de 2017
Al Excelentísimo Señor
Embajador Patrick ANDREWS
Representante Permanente de Belice.
El contenido de la intervención de Velázquez y su impacto noticioso restó importancia a las declaraciones de Almagro y sus acompañantes, que se limitaron a repetir la misma cantinela de calumnias y mentiras contra el gobierno bolivariano, por lo que la denuncia de la diplomática tuvo mayor cobertura que la rueda de prensa por parte de los medios que la relegaron a un segundo plano.
Y es que es Luís Almagro, gemelo del Mr. Hyde de la novela de Stevenson, hecho realidad en los laboratorios de la guerra sucia del Imperio donde fue creado ese engendro diabólico con la misión de destruir la Revolución Bolivariana, tendrá que sumar este nuevo fracaso a su larga lista de derrotas.
Lo hará junto a su amo y sus secuaces, lamiéndose las heridas del fracaso y aullando como canes a la luna al paso de la caravana del inédito y pacífico proyecto político e ideológico de Chávez continuado por Maduro, su hijo político y heredero de su legado libertario, quién dirá como el Quijote dijo a su escudero: “Aúllan Sancho, señal de que avanzamos.”

24/03/2017 - 01:11 pm